Blog de apuestas deportivas | Abecedario del apostante

Abecedario del apostante

Abecedario del apostante

Descanso y Final - apuesta

6 de septiembre de 2019

El mercado de Descanso/Final consiste en pronosticar el resultado de un partido al descanso y al final de forma combinada. Son dos apuestas en una sola que las casas de apuestas ya ofrecen como mercado único. 



¿Qué es la apuesta al descanso y final?


Como su nombre indica es una apuesta que se define a partir de los resultados que se producen al descanso de un partido y al final del mismo. Es una apuesta doble que se juega en una sola porque las casas de apuestas la ofrecen como mercado en si mismo, independiente.


Para comprobarlo solo hace falta que combines el signo que la casa tiene individualmente para la media parte y el que estipula, por otro lado, para el pitido final del encuentro. El resultado de multiplicar ambas cuotas, muy a menudo, es superior al que refleja este mercado de descanso y final, quizás por ello cada vez hay más casas que no permiten hacer la apuesta combinada de estos dos mercados por separado. Por este motivo es tan importante saber leer las cuotas y estipular si se trata de una apuesta con valor o no.


¿Cuándo jugamos la apuesta al descanso y final?


Sabiendo qué es este mercado, la duda siguiente que puede asaltar al apostante es cuándo apostarlo. Teniendo en cuenta que la mayoría de veces su cuota será inferior a la combinada de los dos signos por separado, es clave medir la conveniencia de apostarlo. Por ello podemos hacer una pequeña lista con situaciones a favor para sacarle el máximo rendimiento:

  • Claro favorito. Cuando nuestra apuesta deportiva se centra en uno de los dos equipos que parte muy favorito en el encuentro, y por tanto en las cuotas (muy decantadas a su favor), el descanso/final puede ser una buena alternativa para ganar cuota. En el ejemplo de la foto, extraído de Bet365, el triunfo del favorito, en este caso visitante, sale a 1.53 y se eleva a 2.10 su victoria en ambas partes.



  • Con buenas defensas. Bajo las cifras que nos aportan los datos y las estadísticas es fácil deducir qué equipos saben defender y, por tanto, la mayoría de sus primeras partes pueden terminar en empate, especialmente cuando se enfrenta a rivales superiores, ya que si son inferiores es fácil que puedan irse ganado a los vestuarios. En el caso que se cumpla este binomio: Buena defensa y rival superior, el X/1 u X/2 puede ser una buena oportunidad de apuesta.
  • Cash out en la segunda parte. Aprovechando las cuotas altas que suele ofrecer este mercado, la opción de cerrar la apuesta (cash out) en la segunda parte también puede ser una manera de obtener ganancias. Eso sí, siempre que se haya acertado el signo al descanso.


¿Qué significa HT en las apuestas?


El argot de las apuestas proviene mayoritariamente del inglés, por tanto es muy habitual encontrar expresiones o conceptos en esta lengua. Y este caso es un buen ejemplo, pues HT es la abreviación de “Halt Time”, que traducido significa medio tiempo. Es decir, media parte o descanso.


La importancia del HT ha ido en aumento con el paso de los años, ya que a medida que las casas de apuestas aumentaban su oferta de partidos y eventos, también lo hacían los mercados. Y entre ellos el de la primera parte, que inicialmente solo tenía el 1X2 y poca cosa más, pero hoy contempla un notable número de opciones. Entre otros, marcador correcto, doble, hándicap asiático, goles (tanto over como under) y todas las comparativas con la segunda parte (más goles en una u otra, más córners y un largo etcétera).


Características del mercado Descanso/final


El descanso y final es un mercado especial y como tal tiene varias ventajas que lo hacen atractivo, pero también inconvenientes que conviene conocer. Para eso está bien saber las características que lo definen a nivel de apuestas:

  • El riesgo. Contando que se trata de dos apuestas en una, se tiene que ser consciente que la primera de ellas se decide en menos tiempo. Un detalle que puede parecer menor pero que puede jugarnos tan a favor como en contra, ya que un gol o cualquier circunstancia (penalti, tarjeta roja…) puede cambiarlo todo y dejar en nada nuestra selección.
  • El valor de las estadísticas. Es un mercado donde podemos encontrar apuestas con valor apoyándonos especialmente en los datos. Por ejemplo, siempre hay equipos que salen más fuertes a los partidos y otros que se lo toman con más calma. Los goles o, en su defecto, los empates sin goles pueden ser buenas apuestas. Otros conjuntos, en cambio, arrancan bien los partidos y suelen hundirse físicamente en la segunda mitad, con que combinar resultados favorables a su favor al descanso y en su contra al final puede ser una buena oportunidad.
  • La especialización. Por las dos características anteriores, el descanso/final requiere más conocimiento de lo que podría pensarse. Por ello es importante empaparse de las estadísticas deportivas y saber leer cada partido según cada contendiente y el comportamiento que suelen tener según actúan de locales o de visitantes.
  • Menor stake. Por la media de cuotas que tiene este mercado, bastante más elevado que la mayoría, conviene cuidar la unidad de apuesta que le dedicamos. El stake, como se sabe, es clave para una buena gestión de bankroll y conseguir beneficios a medio/largo plazo.


¿Qué es una apuesta scorecast?


A veces se confunden mercados y apuestas, pero no es nada extraño teniendo en cuenta que parte del argot viene del inglés, como decíamos en el segundo punto. En este caso, scorecast también es un tipo de apuesta que combina dos selecciones diferentes, aunque esta es más propia del fútbol porque relaciona el marcador correcto del partido y el primer goleador del mismo.


Una combinada que, como se puede suponer, suele tener cuotas muy altas, bastante más que el mercado descanso y final. Además, la diferencia entre ambos es que en el scorecast el apostante debe combinar las dos selecciones, a pesar que cada vez más las casas de apuestas ofrecen una retahíla de apuestas especiales donde destacan estos tipos de combinaciones. Entre ellas, no obstante, la más común es la del resultado y goleador en cualquier momento, también conocida como wincast. Una variante de la anterior y que, por lógica, es más factible de ganar que tener que acertar el primer goleador.